Conecta con nosotros

Regiones

Preocupación en La Mojana porque el boquete ‘Cara de Gato’ sigue abierto

Los damnificados anuncian demandas contra el Estado y también protestas en carreteras porque esta inundación fue una tragedia advertida que pudo evitarse.

Los estragos de las inundaciones ocasionadas por el río Cauca el cual se desbordó, en el año 2021, en el punto crítico “Cara de Gato”, obligó a los pobladores de la Mojana sucreña a lanzar un SOS por sus vidas debido a que en plena temporada de sequía, ellos siguen inundados.

Los pobladores de la zona afirman que las aguas no han salido de algunos de sus territorios y aseguran la situación podría empeorar debida que el boquete en “Cara de Gato” no ha sido cerrado. Según los lugareños, la extensión del chorro, que en su momento alcanzó a medir 450 metros,  “ya supera los 1.500”.

“Hay un compromiso de la Unidad de Gestión del Riesgo de hacer el cierre completo de Cara ’e Gato a más tardar la última semana de febrero, pero es probable que esté antes. Le hemos estado haciendo seguimiento estricto al cumplimiento de ese compromiso y esperamos poder estar muy pronto anunciando el cierre de Cara ’e Gato”, dijo el gobernador de Sucre, Héctor Olimpo Espinosa Oliver.

La UNGRD ,a través de un comunicado, hizo saber que la entidad sigue desarrollando las acciones en el territorio de manera continua y estableció un plan de contingencia para avanzar en todas las actividades debido a que las condiciones meteorológicas han mejorado y los niveles del río han disminuido.

“La proyección inicial que teníamos del cierre de 400 metros, se extendió debido a las lluvias que se venían presentando en esta zona del país, a los altos niveles y la fuerte corriente del Río, por lo que se pasó de un cierre de 400 metros a 700 metros y la prolongación de ese tramo es de aproximadamente de un kilómetro en el desarrollo de las actividades de cierre”, dijo la UNGRD.

PUBLICIDAD

Vale recordar que el presidente de la República, Iván Duque Márquez, el 2 de octubre de 2021, recorrió el la zona en compañía de los gobernadores de Bolívar, Vicente Blel; de Córdoba, Orlando Benítez Mora y de Sucre, Héctor Olimpo Espinosa y también el Director de la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres, Eduardo José González.

En esa visita el Gobierno Nacional, a través de la Unidad Nacional de Gestión del Riesgo, prometió cerrar el boquete de ‘Cara de Gato’ en la subregión de La Mojana el 20 de noviembre de ese mismo año.

Cuentan los campesinos de la región, que las inundaciones en La Mojana sucreña datan de más de 50 años, señalando además, que a pesar de todo, las emergencias no eran tan grandes como en la actualidad.

La Mojana está ubicada en el norte de Colombia, abarca cuatro departamentos y está compuesta por los municipios de San Marcos, Sucre, San Benito, Majagual, Guaranda y Caimito, en Sucre; Magangué, Achí y San Jacinto del Cauca, en Bolívar; Ayapel, en Córdoba, y Nechí, en Antioquia. Confluyen los ríos Magdalena, Cauca y San Jorge, tres de los grandes cuerpos de agua del país, una característica que hace de esta una región propensa a inundaciones.

La región es habitada por cerca de 405.625 personas, de las cuales el 83,8 por ciento es considerada como pobre. Así mismo, el conflicto armado ha impactado negativamente la gobernabilidad local y ha atrasado el desarrollo de las comunidades.

PUBLICIDAD

La comunidad le hace un llamado al Gobierno para que cumpla las promesas que por años ha escuchado, y así ellos puedan tener un presente y un futuro prósperos, donde puedan dormir con tranquilidad sin temor a perderlo todo.

La emergencia:

La crisis en La Mojana se intensificó en agosto del 2021, por a la erosión del sector conocido como Cara de Gato, en San Jacinto, departamento de Bolívar, el caudal del río Cauca toca unas 480.000 hectáreas de tierra, con miles de cultivos de arroz, maíz, ñame y yuca, entre otros elementos de pancoger, la emergencia dejó más de 80.000 personas damnificadas.

En su momento la vía entre las subregiones de La Mojana, El San Jorge y el Sur de Bolívar quedaron incomunicadas, creando una emergencia económica en los municipios de la zona sur de Sucre.

Comentar sobre esta nota
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD